Racismo – Cuba – Racism
Categorías
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
No Spanish?
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Archivos
Comentarios

La interesada ceguera de los falsos profetas

La interesada ceguera de los falsos profetas
MARTES, 10 DE SEPTIEMBRE DE 2013 00:29
ESCRITO POR LEONARDO CALVO CÁRDENAS

Cuba actualidad, Boyeros, La Habana, (PD) La humanidad conmemora el
quincuagésimo aniversario de la Marcha sobre Washington, cuando 250 000
norteamericanos se concentraron frente al monumento a Abraham Lincoln
para reafirmar su vocación por la igualdad de derechos y escuchar el
discurso del gran líder Martin Luther King Jr. que marcó el derrotero de
la difícil lucha por la justicia tan largamente soñada.

En el marco de la celebración, el propio presidente norteamericano
Barack Obama volvió a demostrar la honestidad y valentía política que le
caracteriza para reconocer los traumas y carencias que todavía afronta
la sociedad norteamericana, en la que, según sus palabras, la
desigualdad y la pobreza constituyen una latente amenaza para el
equilibrio y la igualdad por la que abogó hace medio siglo el gran
líder, también ganador del Premio Nobel de la Paz.

Cuando se cumple este aniversario, en Cuba los supuestos luchadores
contra el racismo vuelven a demostrar más compromisos con el poder
totalitario que nos oprime que con las necesidades y anhelos de millones
de afrodescendientes.

Las plataformas oficialistas encargadas de la problemática racial, en
lugar de sumarse a la conmemoración universal del trascendental
acontecimiento, han vuelto a dar muestra de sumisión e inconsecuencia
cuando se distancian de la verdadera y cruda realidad social que
profundiza los traumas y desigualdades que arrastran los sectores más
vulnerables de nuestra población.

La Comisión Aponte, de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba
(UNEAC), ha aumentado su descrédito e inoperancia al declarar cosas tan
inverosímiles como que cincuenta y cuatro años de poder revolucionario
resulta un “tiempo extremadamente corto” para enfrentar con éxito los
enormes problemas que todavía arrastramos en este delicado tema.

La declaración de la Comisión Aponte, en lugar de mostrar sensibilidad
por la palpable exclusión y desventaja que a lo largo del país sufren
los afrodescendientes cubanos, establece un inútil dialogo con el pasado
y rinde pleitesía a la ingerencia cubana en África que tantas vidas de
cubanos y africanos costó, amén de volver a calificar de contra
revolucionarios y mercenarios a los cubanos que han demostrado
compromiso con la lucha antirracista.

Por su parte, el capítulo cubano de la Articulación Regional de
Afrodescendientes de América Latina y el Caribe (ARAAC), después que en
su reunión del mes de julio presentó un responsable de derechos humanos
y prometió discutir propuestas y demandas, el día 21 de agosto
sorprendió a todos con un panel que más bien recordó un círculo de
instrucción política de la época de la Guerra Fría, con una disertación
sobre la política del presidente Hugo Chávez en África y la historia de
Brasil en este tema, además de un sorprendente comunicado alegórico al
aniversario de la Federación de Mujeres Cubanas FMC, que por cierto, no
hizo alusión a los grandes traumas socio vivenciales que afrontan las
mujeres afrodescendientes en Cuba.

Este decepcionante encuentro parece demostrar una vez más que los
activistas oficialistas no están en capacidad de proyectarse a tono con
las reales complejidades y urgencias que en materia de desigualdad
racial afronta nuestra sociedad, al estar más preocupados por coincidir
con los intereses gubernamentales que en socializar el debate y exigir
responsabilidad a las autoridades.

Por su parte, el periodista del diario Granma Pedro de la Hoz, a quien
parece dolerle el color de su piel, siempre dispuesto a menospreciar e
impugnar los cuestionamientos que desde la intelectualidad o la sociedad
civil se hacen de la problemática racial y que por cierto nunca asiste
siquiera a los debates que de cuando en cuando se producen en estos
espacios fiscalizados, en un artículo titulado “Justicia Social y color
cubano: cercanas realidades”, hace una proverbial demostración de
retórica vacía y desconocimiento de la cruda realidad que enfrenta
nuestra sociedad.

El periodista comienza hablando del supuesto interés de los enemigos de
la revolución por desintegrar el cuerpo de la nación. Parece que tanto
servilismo y genuflexión le impide al señor de la Hoz levantar la frente
para percatarse de que ese poder que él prefiere seguir llamando
revolución ha sido el que ha desmoronado valores y estructuras para
sumir a Cuba en una crisis material y socio vivencial que nada tiene que
ver con ilusorias agresiones externas.

El mencionado artículo reconoce al gobierno cubano una seriedad y
respeto en el tratamiento del tema que solo el señor de la Hoz parece
ver. Tal vez el ilustre periodista considere una gran muestra de respeto
y seriedad el informar en Ginebra la designación de un vicepresidente
del Consejo de Estado encargado del problema racial sin hablar del
asunto en Cuba.

La manera en que estos falsos profetas de la igualdad racial se
divorcian de nuestra lacerante realidad y las tendencias universales que
luchan por la igualdad y la justicia, al preocuparse solo de cantar loas
a las acciones gubernamentales, reafirma el extendido criterio de que
las autoridades cubanas y sus voceros no tienen respuesta coherente para
los enormes problemas sociales que complican el presente y amenazan el
futuro.

Se demuestra una vez más que los gobernantes cubanos no pueden convivir
con la verdad histórica, el empoderamiento ciudadano y el debate
trasparente. Y precisamente eso es lo que precisa la nación cubana para
salvarse del abismo a que parece condenarnos tantos años de totalitarismo.

Para Cuba actualidad: montesinos3788@gmail.com

Source: “La interesada ceguera de los falsos profetas | Cuba noticias
actualidad.Periodismo independiente.” –
http://www.primaveradigital.org/primavera/destacados/117-politica/8560-la-interesada-ceguera-de-los-falsos-profetas.html

Tags: ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *